El cambio de hora de marzo no será el último

El Parlamento Europeo votará este martes la propuesta para acabar con el cambio de horario estacional a partir de marzo de 2021. De esta forma, la fecha marcada sería clave para mantener el horario de verano o sumarse a no hacerlo. Los Estados miembros que prefieran quedarse en el horario de invierno ya no tendrían que cambiar sus relojes hasta octubre de 2021. En el caso de España, destacamos que “el 93% de los ciudadanos consultados por la Comisión Europea se ha mostrado a favor de mantener el horario de verano permanentemente”, según señala el Parlamento en un comunicado.

El cambio al horario de verano del 2019 se producirá este fin de semana de marzo. En la madrugada del domingo 31, los relojes deberán adelantarse una hora, una modificación que se aplica en todos los países de la Unión Europea (UE) y con la que se pretende ajustar al máximo la jornada laboral a las horas de luz solar. A partir de ese cambio, que se realizará a las 02 horas pasando a ser las 03 horas de la madrugada del domingo, amanecerá y anochecerá una hora después, por lo que dispondremos más tiempo de luz solar por las tardes.

¿Cuánto se ahorra con el cambio de hora?

El Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Energía (IDAE) estima que el ahorro potencial que se produce con el cambio al horario de verano en España es de un 5%, lo que representa alrededor de 300 millones de euros.

¿Será el último cambio de hora?

El cambio de hora de marzo del 2019 no será el último. La Comisión Europea se había fijado el objetivo de poner fin este año a los cambios, pero finalmente no será así. Los ministros de transporte de la UE han pedido más tiempo y han fijado una nueva referencia para acabar con el cambio horario: el año 2021.

¿Con qué horario se quedará España?

No está nada claro. El comité de expertos nombrado por el Gobierno para decidir si España se queda con el horario de invierno o con el de verano no se pone de acuerdo sobre qué es lo mejor. Por ello, el Ejecutivo ha abierto un periodo de reflexión hasta el 2021, el año acordado por las autoridades europeas para retomar el tema.